[27.04.2014] IV Ruta BTT los manantiales

Belmonte de Tajo (Madrid)

Tras el éxito de las dos ediciones celebradas en los años previos, afrontamos con más ilusión aún la organización de esta IV que tendrá lugar el domingo 27 de Abril con salida a las 9 de la mañana desde la plaza de la Constitución de Belmonte de Tajo, junto a la iglesia.

El recorrido, con mucha vegetación florida, será coincidente en varios tramos con el anterior, muy atractivo, aunque exigente, con puntos de características muy al gusto de los bikers, trialeras incluidas. Tendrá 46km y opciones de varios atajos que los corredores podrán tomar según sus fuerzas y decisiones. Como se ha dicho, salida desde la plaza del pueblo, la del Ayuntamiento, breve paso urbano por calle Enmedio, Puerta Valencia…, para subir al Calvario y dejando el asfalto adentrarnos en el pinar de La Dehesa durante tres leguas y seguir hasta el avituallamiento, que será variado, abundante, y aconsejable para atacar con fuerzas renovadas las últimas rampas, en especial la del Zapatero con un 19% de subida y la del Castillo con más de un 22%. ¡Aquí se escribe la épica, valientes!. Se augura otro seguimiento masivo de paisanos cuyos ánimos en griterío festivo dé alas a los participantes para superar los “repechillos” sin que nadie ose poner pie a tierra.

Superada la cuesta del Castillo llegamos a la meta, instalada en la misma plaza de salida, a la que se asoman el Ayuntamiento y aún con mayor interés arquitectónico la Iglesia de Nuestra Señora de la Estrella, cuya construcción comenzó en el siglo XVI y que con la reciente restauración muestra la sencilla pero bellísima imagen renacentista de su mampostería de piedra caliza extraída del paraje El Toconal, por el que también habremos rodado en la ruta.

El ritmo de la música nos recibe y nos alegra, se olvida el esfuerzo, respiramos y podemos disfrutar de aperitivos, refrescos y buena cerveza. ¡Cervecita fresquita a go-go!. Todos invitados: corredores, acompañantes, espectadores,… todos. Y después sorteo por dorsal de muchos e interesantes regalos, por ejemplo material ciclista, vinos del pueblo (muy premiados, por cierto) y quizá alguna grata sorpresa. Quienes estuvieron en el 2011, 2012 y 2013 ya gozaron de la fiesta y querrán repetir sin duda.